Una Pizca de Hogar: Arroz con leche y frutas
4/5/18

Arroz con leche y frutas





Concebido como un postre muy de la cocina tradicional, el arroz con leche es un clásico que pocos se habrán resistido a probar alguna vez. Da igual la estación del año en la que te propongas hacer este postre ¡Siempre nos sabe bien! Dicen que el secreto para que quede perfecto, es cocinarlo a fuego ¡Ssssúper lento! Pero yo tengo algún truquito más con el que os quedará espectacular. Hoy preparamos un rico arroz con leche para toda la familia con un toque original y diferente gracias a la fruta. ¿Te sumas a la comida casera, sana y muy saludable?

Hace ya algún tiempo incorporé al recetario la versión más clásica del arroz con leche casero (aunque si innové un poco con la forma de añadir el limón). Y más adelante hicimos otra versión con el dulce favorito de los valencianos ¡La horchata! Si os interesa por problemas de intolerancia, podéis echar un ojo al arroz dulce con horchata (sin lactosa).

Pero esta opción de hoy es ideal para los que quieren darle una vuelta de tuerca a la receta y salirse un poco de lo convencional.

La mezcla del arroz, súper cremosito, con la fruta de temporada, sorprende muchísimo en la boca y en la presentación del plato. ¡Además es facilísima de hacer!


Receta de arroz con leche y frutas

Ingredientes:

  • 2 litros de leche (puede ser desnatada, sin lactosa, leche de soja, etc...)
  • 1 limón
  • 150 gr. de arroz
  • 50 gr. de azúcar
  • 1 ramita de canela
  • 1 pizca de canela en polvo
  • Frutas de temporada: fresas, frambuesas, arándanos, naranja, plátano...
  • Frutas en conserva: melocotón en almíbar, piña ...
  • Para decorar: Anís estrellado, hojas de hierbabuena. 



Así lo tienes que hacer: 

  1. Vierte la leche 1,5 litros de leche en una cazuela, junto con la piel del limón y la ramita de canela. Cuando rompa a hervir añade al arroz y bájalo al mínimo. Deberá cocerse a fuego muy lento durante unos 25 ó 30 minutos. 
  2. Pasado este tiempo, vierte el medio litro de leche restante y el azúcar, y sigue cociendo otra media hora a fuego muy lento. 
  3. Pasada la hora, retira la rama de canela y la corteza de limón. ¡Ya tienes listo el arroz!
  4. Ahora prepara las frutas que hayas elegido. Las que están en conserva solo las tendrás que hacer en trozos pequeños. Las naturales, lávalas, sécalas con un poco de papel absorbente y córtalas en rodajitas. 
  5. Sirve en unos tazones o copas el arroz, y decora con todas las frutas, canela en polvo, las hojas de hierbabuena y el anís estrellado. ¡Listo!



Una pizca de trucos y consejos

↪ Para que el arroz os quede muy cremoso es importantísimo hacerlo sin prisa y a fuego muy lento. Tendrás que removerlo de vez en cuando y no perderlo de vista para que no se queme. Con estas cantidades os pueden salir hasta 4 raciones de un tamaño medio. Si queréis que sean más grandes, ir multiplicando por dos.

↪ Si tenéis problemas de peso, estáis haciendo dieta o hay alguna intolerancia, cambiar la leche por el alimento que si os siente bien (desnatada, leche de soja, etc...).




¡Hasta pronto!
Maribel ♡
Una Pizca de Hogar © - DISEÑADO POR HERPARK