10/10/19

12 trucos de decoración que funcionan incluso si vives de alquiler

Salón con suelo de madera y paredes blancas

Mucha gente cree que si alquila una casa nunca se sentirá como si fuera su propio hogar. Y en parte pueden tener algo de razón, pero también lo es que poniéndole ganas se pueden hacer muchas mejoras para sentirnos mejor en ellas. Trucos de decoración que te sorprenderán a ti mismo, y que dejarán con la boca abierta no solo a las visitas, sino también a tu casero. Apostamos lo que queráis a que con un inquilino como vosotros se le quitarán las ganas de meter a otra persona en su casa. ¡Vamos con ellos! 

Los mejores ideas de decoración para todo tipo de casas

1. Haz una limpieza a fondo 

Si te has dado una vuelta por el mercado inmobiliario sabrás que encontrar el sitio perfecto para vivir puede parecer difícil, pero hay muchos pisos y casas por ahí que de verdad merecen la pena. ¡Sólo hay que darles una oportunidad!

Retirando todos los trastos viejos y haciendo una limpieza profunda, podemos ver el estado en el que se encuentra la casa, y hacer todas esas reparaciones imprescindibles para disfrutar de nuestra dulce morada. 

Salón comedor con paredes blancas y suelo de madera

2. Viste las paredes 

Te encantaría tirarlas abajo pero ahora mismo no se puede o tu casero no te deja. Un truco estupendo para no dañarlas es forrarlas con una madera contrachapada. De esa forma no tendrás miedo a perforarlas para colgar fotos o cualquier otro elemento que mejore su decoración

3. Pinta las paredes 

Pintar la casa entera es una tarea tediosa especialmente si no vas a encargar el trabajo a un profesional. Pero siempre puedes hacerlo tú mismo sobre algunas paredes previamente seleccionadas: la pared del recibidor, tu cabecero... 

Prueba técnicas como pintar una simple línea en la parte superior de un color llamativo, aplicar un degrado o incluso dibujar o estampar dibujos. 

4. Retira las puertas de los armarios 

Si te horrorizan no los aguantes más. Retira las puertas que te molesten (cocina, armarios, baños) y disfruta de una nueva y mejor vista. Sólo acuérdate de ponerlas en su sitio antes de entregar el piso (si eres inquilino). 

5. Hágase la luz 

Igual que con las puertas. Si tienes un piso bajo y con poca luz natural, deja que esta fluya. Retira las cortinas pesadas y coloca en su lugar un visillo. No hace falta más para tener intimidad, y no perder esa chispa de luz que tanta falta te hace. 

Dormitorio con luminarias a cada lado de la cama

6. Saca tu vena creativa 

Fabricando todo tipo de cosas. Atrévete a hackear un mueble de IKEA, fabrica un mueble con palets (tratando la madera previamente, no la vayas a liar por culpa de los bichos)... Atrévete a dar el paso de hacer algo original y barato por tu nueva casa. 

7. Tapa el suelo 

Si no lo puedes ni ver, pero ahora no hay presupuesto para cambiarlo, o no lo tienes permitido por contrato (¡Lógico!), tápalo. ¿Cómo? Con alfombras textiles o vinílicas. Quizás no sea del todo cómodo pero es muy eficaz: solapa alfombras y verás qué cambio. 

Alfombra geométrica en el suelo en blanco y negro

8. Atención al baño 

Vale que no podemos reformarlo entero, ni si quiera pintarlo o ponerle un vinilo decorativo encima. Pero si puedes cambiar las toallas, el espejo (guarda el viejo), poner toallas nuevas, algún ambientado que no moleste, y plantas (de plástico si no tienes luz natural). La vieja cortinilla del baño la puedes meter en una bolsa con todo lo demás, y devolverla cuando entregues el piso. 

9. Hola muebles 2x1 y con ruedas 

Hay muchas soluciones portátiles para poner orden que puedes añadir a tu nueva casa, y llevarte puestas si un día la dejas. Te hablo de los carritos con ruedas tipo camarera o más grandes tipo estantería. Te servirán en el baño, la cocina, o incluso tu despacho. 

10. Más luz 

Si te horroriza esa luz fúnebre del salón, ponle solución ya. Recuerda que aunque no tenga luz general, no hay problema en añadir todas las luces decorativas que necesites y que puntualmente deben de iluminar cada zona del salón. 

Recuerda que la luz ambiental es muy decorativa y que a ser posible debe ser LED

11. El punto vegetal 

Con plantas debajo de las ventanas la cosa cambiará ¡Créeme! Y lo hará para mejor. Echa un ojo a una ventana por la que entre el sol (pero no de forma directa) y crea una composición de plantas a diferentes alturas. También puedes colgarlas de los muebles, colocarlas sobre alguna silla o taburete... Muy a tu aire. 

Dormitorio con tocador

12. Lávale la cara a los electrodomésticos 

Ese dolorcillo amarillento no contribuye para nada a que tengas la sensación de que este es tu hogar. En lugar de mirarlo todos los días con cara de asco, tápalo con pegatinas, o incluso con un vinilo adhesivo. Es un trabajo bastante sencillo y sobretodo, no permanente. 

¿Y a ti, se te ocurre alguna idea más para hacer de tu piso un auténtico hogar? Espero que des el paso y me lo cuentes en los comentarios. 


✨ ¡Únete a mi canal de TELEGRAM para no perderte nada!  ¡Hasta pronto!✨
      Maribel ♡

No hay comentarios

Publicar un comentario

Antes de dejar tu comentario revisa el AVISO LEGAL + PRIVACIDAD de tus datos para que entienda que ACEPTAS las condiciones legales. ¡A tu disposición en el pie de mi blog! Una Pizca de Hogar se reserva el derecho de restringir los comentarios que no contribuyan constructivamente a la conversación, contengan malas palabras, ataques personales, comentarios ofensivos o buscan promover un negocio personal. El objetivo de esta página es crear un espacio seguro en el que todo el mundo se sienta cómodo expresando su opinión. Si aparece alguna imagen improcedente, escríbeme para que pueda solucionarlo.

Una Pizca de Hogar © - DISEÑADO POR HERPARK